viernes, 26 de abril de 2013

Gabriel Sendra, el encuadre perfecto


 Sendra en pleno trabajo

El trabajo de un foto-fija es invisible, debe serlo, es como el de un buen maquillador, si se nota, algo falla. El fotógrafo de televisión tiene dos misiones: promocionar y documentar. Sus instantáneas a presentadores servirán para publicitar sus programas en prensa y revistas especializadas (ahora también en webs) y aquellas que muestran el proceso de grabación sirven para archivo, para documentar cómo se realizaba un programa, serie, telediario...
Gabriel Sendra es uno de esos fotógrafos, durante varias décadas se pateó los platós de TVE en Cataluña registrando momentos inolvidables para el espectador y perpetuando otros que la audiencia nunca vio en la pantalla y que forman parte de la intrahistoria televisiva. Su nombre, su firma, sólo era conocido por los trabajadores de TVE pero últimamente ha conseguido una popularidad posiblemente no deseada porque Gabriel es, como buen fotógrafo, tímido y prefiere la invisibilidad, por eso aquí sólo lo veremos oculto tras su cámara, reflejado en un espejo mientras explica con una imagen cómo se maquillaba a un actor en los 70.


 Regidor, cámara... y José Luis Barcelona esperando su turno, una retransmisión informativa

Así se expresa él, a través de imágenes fijas que hoy sorprenden al internauta a través de la cuenta de twitter , todo se lo debo a mi hijo que es quien impulsó la idea, primero digitalizando con mucha paciencia los negativos, y luego poniendo en marcha la difusión por las redes sociales. Han aparecido  fotos que hasta yo mismo he quedado sorprendido.“  
Gracias a su hijo muchos aficionados televisivos pueden recordar viejos programas, presentadores, actores pero también descubrir a realizadores, regidores, maquilladores, cámaras… Ahora no sólo interesan las fotos promocionales, con la digitalización del ingente archivo de Sendra descubrimos lo que no se veía, aquello que estaba al otro lado del decorado y cada fotografía es un testimonio directo y entrañable de un tiempo ya pasado pero que sigue vigente en la retina de los espectadores y en la memoria de los trabajadores de Miramar o Sant Cugat. “Viendo las fotos con una perspectiva de 30 años atrás, reviven en mi muchos recuerdos de situaciones, anécdotas, gente, muchas cosas. Veo ahora que muchas fotos desechadas en su momento, tienen ahora más fuerza que las que se pudieran haber publicado. Te he de decir una cosa, nunca he quedado satisfecho al completo de los trabajos que he realizado, siempre hay un pero, procuraremos mejorar. “



 "Crònica / 2", un debate sobre actualidad internacional dirigido y presentado por Carlos Castells

Gabriel es un profesional modesto pero su trabajo habla por sí mismo, cada encuadre denota dotes de observación, dominio de la técnica, inteligencia visual y cierto humor. Algo de su genética tiene algo que ver, precisamente comenzó a colaborar con TVE por su padre:
“Sobre cómo llegue a TV como fotógrafo se lo debo a mi padre, gran fotógrafo e hijo también de fotógrafo, Premio Ciudad de Barcelona, Negtor, entre otros, un maestro, supongo que algo me ha quedado. En aquella época  (finales  de los 60), mi padre trabajaba para Nestlé, que patrocinaba programas como “Reina por un día”, “Ésta es su vida”,” X-0 da dinero” etc, hacía las fotos de las grabaciones o directos de los programas para la empresa. Al no haber foto fija, si querían promocionar algún programa algún cámara hacía las fotos. Al estar mi padre  muchas veces en TV le propusieron que se encargase de eso y a la vez se creó un departamento de promoción o pseudo Gabinete de Prensa que no fue una realidad hasta Sant Cugat. Aquí entro yo, entonces mi padre me dijo que me encargara  de lo de TV. Compartimos algunos programas pero asumí todo el tema fotográfico. Siempre fui colaborador, no fijo, iba al programa que me encargaban, hacia las fotos que creía conveniente y me marchaba, ten en cuenta que no es como ahora que puedes enviar las fotos "in situ", tenía que revelar, tirar copias y luego llevarlas para  su distribución. En aquella época en los decorados al no haber "chroma" los fondos se solían hacer con fotos murales, esto me lo encargaban, era bastante habitual, la ampliación más grande que he hecho para un forillo (por ejemplo, un ventanal desde el cual se tiene que ver la casa o paisaje ) fue de 12 m. de largo por 3 m. ancho”

Años 70, un dramático conceptual desde Miramar


Siendo apenas un adolescente, Gabriel pisa el antiguo hotel Miramar para realizar sus primeras fotos, las de un dramático que rivalizaba con “Estudio 1” desde la minoritaria UHF: “Fueron para la serie “Hora 11” de la que se hicieron bastantes episodios, año 1968 y con 22 años, usando una modesta Yashica 6x6, más tarde ya vendrían las Leicas y Nikons.”

Luis Aguilé espera la señal del regidor para comenzar su número

A finales de la década de los 60 y principios de los 70 la producción de TVE era bestial, Prado del Rey y Miramar eran una auténtica industria audiovisual y los medios no siempre eran los adecuados, primaba la ilusión y, por supuesto, el talento:
“En aquella época todo el personal de TVE trabajaba con una ilusión que compensaba los recursos técnicos que había. Creo que con lo que se contaba se hacía una muy buena televisión, tanto en decorados, vestuario, ambientación, maquillaje etc.”
Esa actividad continua obligó a Sendra a multiplicar su trabajo: “En los años 70-80 como dices había mucha producción, más que ahora, teniendo un centro de producción de Sant Cugat que no se le saca provecho. Estaban los estudios de Miramar, así como los de L'Hospitalet de Llobregat y los antiguos estudios Isasi de Esplugues de Llobregat. Debido al volumen de grabaciones se incorporó un compañero fotógrafo para cubrir los diferentes eventos.”

"El tiempo es oro", uno de los programas estrella de los 90 de los que Sendra hizo muchas fotografías

Más de trece mil fotografías hizo Sendra en sus décadas de foto-fija en TVE, cientos de programas de entretenimiento, informativos, dramáticos, series, musicales, retransmisiones… De todos ellos intentaba sacar lo mejor, conseguir ese “encuadre perfecto” pero, lógicamente, había géneros con los que disfrutaba más.
“Hablando de programas favoritos o de con qué foto te quedarías no sabes qué responder, sí te diría que las fotos en las que disfrutaba más eran las de temas musicales como los festivales de Jazz en el Palau, actuaciones musicales en diversos programas de este tipo.
Tengo un gran recuerdo del concierto de Duke Ellington con la coral Santi Jordi que se hizo por primera vez en la iglesia de Santa María del Mar año 1969, trabajé conjuntamente con mi padre, después se hizo una exposición con las fotos.”


La primera temporada de "No te rías que es peor" con Jordi Estadella

Gabriel sigue fotografiando aunque no en TVE; su hijo ha heredado trabajo y pasión, por eso cuando descubrió los negativos no se lo podía creer, su padre no era consciente del tesoro que tenía guardado en cajas. Nunca podremos agradecer lo suficiente que se hayan decidido a compartirlo. 

Fotografías: Gabriel Sendra. Todos los derechos reservados.

1 comentario:

  1. Nuestro cerebro procesa fotos-fijas, instantáneas a través de nuestra retina, consiguiendo que su secreto perdure más entre nuestros recuerdos.

    ResponderEliminar