martes, 12 de agosto de 2014

Pareja en el crimen / Unidos frente al delito / Matrimonio de sabuesos

"La hora de Agatha Christie", de la que hablamos en la entrada anterior, no fue la única serie que adaptaba novelas de la autora británica no protagonizadas por los omnipresentes Miss Marple y Poirot. "Partnes in Crime" se basó en sus únicos personajes que tuvieron una evolución cronológica en sus libros. Desde "El misterioso señor Brown" (1922) hasta "La puerta del destino" (1973) esta peculiar pareja fue envejeciendo y la ambientación era fiel a esos cambios, al contrario que en Poirot donde las décadas saltan sin ningún sentido. Se da la curiosa circunstancia de que en nuestro país ha recibido varios títulos. Según la prensa de la época y la ficha original de doblaje fue rebautizada como "Pareja en el crimen" pero según otras fuentes y el recuerdo de muchos espectadores su título era "Unidos frente al delito". Para más confusión su edición en dvd fue nombrada "Matrimonio de sabuesos".

Francesca Annis y James Warwick protagonizaron en 1983 la película que sirvió de piloto y la serie que vino inmediatamente después. En total 11 capítulos, el primero con la duración de una tv movie y el resto de 50 minutos. A Francesca los británicos la han visto en multitud de series desde entonces como "Reckless" (1998) o "Cranford" (2007), además se hizo popular en las revistas del couché por su relación durante once años con Ralph Fiennes. Warwick ha trabajado en teatro tanto en Londres como en Nueva York, en series británicas y norteamericanas y prestado su voz a dibujos animados y videojuegos. Ambos habían trabajado juntos previamente, en 1978, en la serie "Lillie" de la BBC.

Tommy y Tuppence Beresford son pareja sentimental y profesional, ejercen de detectives aunque en sus comienzos, década de los 20, ella se hace pasar por secretaria ante el machismo imperante entre sus clientes, que no creen que una mujer tenga dotes de deducción o esté preparada para perseguir criminales.

En realidad Tuppence es valiente o, más bien, osada, no teme al peligro y se lanza a la búsqueda de pistas sin importarle demasiado las consecuencias. Habitualmente adopta otras identidades en sus pesquisas así que a lo largo de cada capítulo lucía un montón de trajes y no siempre glamourosos.

Tommy es un hombre de acción aunque bastante más consciente del peligro que su mujer. También se disfraza con frecuencia, una de sus caracterizaciones favoritas es la de mendigo lo que le permite pasar desapercibido y escuchar conversaciones en la calle sin que nadie le preste mucha atención.
   Por supuesto, acuden a fiestas, como jóvenes que son, y demuestran su finura británica al tiempo que bailan un charlestón.

   La serie no tuvo gran éxito y la London Weekend TV no encargó una segunda temporada. En TVE fue emitida al año siguiente cuando, de forma pírrica, consiguió un Emmy por su diseño gráfico.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada